El Parlamento Europeo acuerda que el ‘certificado covid’ para viajar sea accesible a las personas con discapacidad

7 mayo, 2021

La propuesta del Parlamento Europeo sobre el reglamento que regulará el certificado de vacunación que facilitará a los residentes en la UE moverse por territorio comunitario establece que este documento tiene que ser accesible para las personas con discapacidad.

El Pleno incorporó esta semana al texto enmiendas que había presentado el intergrupo sobre discapacidad del Parlamento Europeo a la propuesta de la Comisión, que recogían las sugerencias que trasladó el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) a los grupos parlamentarios.

Las enmiendas del integrupo las presentaron el eurodiputado del PSOE Juan Fernando López Aguilar; Jeroen Lenaers, del Partido Popular Europeo, y Sophia in ‘t Veld, del grupo liberal Renew, con el objetivo de garantizar la accesibilidad del nuevo certificado para las personas con discapacidad.

El texto aprobado, que es la posición de la Eurocámara ante las negociaciones sobre el documento definitivo, señala que «para garantizar la interoperabilidad y la igualdad de acceso, también para personas vulnerables como las personas con discapacidad y para personas con un acceso limitado a las tecnologías digitales, los Estados miembros deben expedir los certificados que componen el certificado ‘UE Covid-19’ en formato digital o en papel, a la elección del titular.

Establece que la información contenida en los certificados tendrá que ser accesible. “La manera en que se presenta la información y el diseño debe resultar accesible para las personas con discapacidad de conformidad con los requisitos de accesibilidad de la información, incluida la información digital”, establecidos en la normativa comunitaria.

Asimismo, indica que los certificados expedidos por los Estados miembros “serán fáciles de usar” y contendrán un código de barras interoperable que permita verificar la autenticidad, validez e integridad del certificado.

El objetivo es facilitar la movilidad de una forma segura para evitar la expansión de la Covid-19 pero las instituciones europeas reconocen que es necesario hacerlo garantizando la protección de los datos médicos y personales y evitando la discriminación de las personas no vacunadas.

Fuente: Servimedia